Embarazo, Maternidad

No tengo instinto maternal

Antes que sigas leyendo este post, quiero que dejar en claro con lo escrito aquí no trato de herir a ninguna mamá ni decir que soy mejor o peor madre, simplemente compartir la experiencia de mi maternidad y como me tocó vivirla, mis opiniones mis reflexiones personales. Cada historia de maternidad es única e irrepetible, esta es la que me tocó a mí, y por eso la comparto aquí. Dicho esto, vayamos al grano!

¿Qué es eso que constantemente escuchamos hablar en varios topics de discusión femenina ¿Cuándo me llegará el instinto maternal?” “¿Podré ser buena madre?”, “¿Cómo lo haces? “Yo no podría, no tengo instinto maternal”. Son muchas de las preguntas y afirmaciones que nos hemos hecho en algún momento de nuestra vida. La maternidad llega por puro instinto o es el reflejo de una exigencia impuesta por la Sociedad? Se puede ser buena madre sin instinto maternal?

Ya les había comentado en este post que una de las dudas que más tuve desde el primer instante que supe que estaba embarazada era la de saber si iba a ser buena madre!! Me costaba muchísimo imaginarme haciéndome cargo de otra personita, y sobre todo porque me encontraba en un proceso de adaptación en un nuevo país; Cómo iba a traer al mundo un bebé si ni siquiera yo estaba del todo instalada en Chile? A penas empezaba con mis trámites de visa, tampoco tenía un plan de salud!! Eran muchos factores que me hacían sentir que tenía el instinto maternal de una repisa. Incluso en esos primeros meses en los que mi pancita ya se hacía notar; Las dudas e inseguridades y esa ausencia de emociones, hicieron que dudara de mis capacidades como futura madre.

Y es que no me sentía preparada para enfrentar semejante cambio, pero entonces me cuestionaba a mí misma ¿Cuándo iba a estar lista? Imagino que si la decisión de ser madre hubiese pasado por:

1- Que ya estaba realizada profesionalmente (?)

2- Comprar una casa/departamento, claaaaaroooo considerando lo fácil que es ser sujeta a crédito por los bancos cuando tienes una visa temporal de residencia.

3- Financieramente estable (mínimo sus 3 millones de pesos verdad???!!)

4- Haber viajado por el mundo después de un año sabático habiendo renunciado  a un trabajo estable, una carrera, pareja, ahorros, etc.

Seamos sinceras, lo más probable es que hubiesen pasado 10 años y seguiría sintiendo que aún faltan cosas por lograr ni mencionar el estado deploraba en que se encontraría mi pobre espalda para ese entonces . Y encima de todo, seguiría pensando que no tengo instinto maternal!!!

Pero la vida se encargó en ese momento de darme un regalo una bofetada y me encontraba de 8 semanas de embarazo, sin plan de salud, sin AFP, sin departamentos propios…Pasaron 5 meses cuando empecé a realmente sentir la vida que cargaba dentro de mí y cuando el chip maternal empezó a encenderse. El vínculo empezó a hacerse más fuerte hacia las últimas semanas, el sentir su hipo (si, también se siente el hipo de tu bebe!), sus pataditas, imaginar tenerla entre mis brazos era algo que ya no podía esperar más, quería conocerla!

El instinto de protección y apego fue dándose de a pocos, nada de inmediato. Sin embargo con el pasar de los días y con Rafi en casa descubrí una cualidad nueva dentro de ese maremoto de emociones y hormonas: Sentía un feroz sentido de protección y posesión, desde ese segundo, supe que había adquirido un nuevo rol y que velar por la seguridad de mí bebe se volvería la prioridad número en mi vida.

El chip maternal, ese instinto del que tanto se escucha hablar por ahí…en mi caso fue de 0 hasta avanzado mi embarazo y con el nacimiento de Rafi (otra historia totalmente distinta) y que nada tuvo que ver sobre mi manera de ser madre. Me tocó vivir esta etapa sin nada planificado, experimenté el caos, el cansancio, el conflicto, la pobreza… y aquí me encuentro ahora, disfrutando cada día más de la ternura y amor de mi retoño, aprendiendo y reinventándome cada día con esto que la maternidad me produjo.

Y cuáles han sido sus experiencias? Se sintieron alguna vez igual que yo? Me gustaría leerlas!

 

 

 

You Might Also Like

Deja un comentario