Embarazo, Lifestyle, Maternidad

Ser mamá en Chile. Parte 1

Ser mamá, es una de las experiencias más intensas que te tocará vivir en la vida, una etapa que trae consigo cambios gigantes no sólo para ti, sino también para tu vida en pareja.  El reto más grande, pero también la más gratificante. Uno de los más grandes desafíos que me tocó vivir fue no sólo dejar mi familia, amigos y una vida en Perú, sino también de vivir una maternidad lejos de mi familia, sin redes de apoyo y con un sistema de salud totalmente diferente al que yo conocía.

Dicen que Chile es uno de los mejores países en Sudamérica para ser madre, con 6 semanas de descanso pre natal y casi 6 meses de licencia postnatal PAGADAS y con protección por fuero por maternidad de 2 años… suena estupendo! Pero ¿Realmente quiénes tienen acceso a este beneficio?  Vayamos por partes.

Si eres extranjera y quedaste embarazada debes tener cuenta algunos puntos importantes como: Situación de visa/residencia, plan de salud, si tienes o no trabajo y cotizaciones al sistema de salud y AFP.

Embarazada con visa “en trámite”

Tuve la fortuna de llegar al país con un contrato de trabajo, por lo que no me costó nada empezar a gestionar una visa de trabajo apenas llegué. Y es que en este país sin visa ni Rut (Registro único tributario) es muy difícil realizar cualquier trámite, desde adquirir una línea telefónica hasta arrendar un departamento; Sólo después de obtener una visa o un permiso de trabajo, podrás obtener una cédula de identidad chilena y así podrás cotizar a una AFP, ingresar al sistema de salud, o adquirir cualquier servicio básico en Chile.

El permiso de trabajo te lo otorgan en aproximadamente 2 meses a partir que gestionas tu visa y con este papel ya estas lista para trabajar y cotizar un AFP o un sistema de salud legalmente en Chile.

Yo empecé a cotizar a dichas entidades cuando ya me encontraba con aproximadamente 6 semanas de embarazo. Ojo con este dato!

Mi experiencia con una ISAPRE

Tienes 2 opciones para ingresar al sistema de salud en Chile: Fonasa (Fondo Nacional de Salud) o Isapre (Instituciones de Salud Previsional). La primera corresponde al sistema de salud del Estado y está compuesta por hospitales y consultorios y la segunda ligada a un conjunto de clínicas privadas.

Para elegir una sobre otra, debes tener en cuenta tu nivel de renta, perfil socioeconómico, situación laboral y estatus en general dentro del país.

En mi caso, cuando recién llegué y hasta el día de hoy no tenía idea de cómo funcionaban ambos sistemas, solo sabía que el sistema privado no era nada económico, pero si quería llevar un buen control de mi embarazo y contar con una buena cobertura de parto, tenía que optar por elegir un “plan maternal”. El costo de estos planes se paga de los respectivos descuentos que realiza tu empleador de tu liquidación mensual.

Te recomiendo mucho que antes de firmar cualquier plan de salud o servicio que estés contratando, leas siempre las letras pequeñas,  por lo general resultan SIEMPRE ser las cláusulas más difíciles de comprender.

Te voy a contar lo que nos pasó con esa cláusula que nadie pudo interpretar en su momento ni siquiera la ejecutiva que nos vendió el plan de salud.

Y llegó el momento…

Pasaron los esperados 9 meses y con un embarazo sin complicaciones, llegó el momento de ingresar a la clínica, como ya te había comentado en un post anterior, el panorama no era muy alentador en un inicio pues nos contemplaban una cesárea de último momento, por lo que el costo que nos bonificaría  la Isapre se vería totalmente afectada por: Honorarios del médico y su equipo, costo de insumos, días en cama (mío y de la guagua) medicamentos, controles y análisis, etc. Gracias a Dios, al final tuvimos un parto normal y después de 3 días en la clínica, nos fuimos a casa.

Entonces, dependiendo de la Isapre y el plan  al que estés afiliada, los porcentajes varían. Por eso es muy importante fijarse cuánto cubre el parto cada plan y en qué clínicas son mejores bonificadas y sobretodo comprender bien todas las condiciones para que ésta te llegue a bonificar.

Y bueno, fue por aquella cláusula  estipulada en mi plan de salud que casi nos llega una cuenta de aprox 2,5 millones de Pesos Chilenos o su equivalente a 4, 000 USD por concepto de parto.

Entonces ¿De qué hubiese servido haber cotizado a la Isapre todos esos meses si ni siquiera me hubiese podido cubrir el parto? Era precisamente por esto que habíamos elegido tener ese plan de salud! Suena medio enredado no? Imagínate como me sentía yo?

 

Felizmente eso no sucedió y después de 1 mes nos llamaron de la clínica para avisar que la factura estaba lista, y únicamente nos correspondía pagar del 15% del total.

Si no tienes trabajo

En este país, la salud  y la vida en general es muy cara y si no tienes trabajo, eres extranjera y estás embarazada estas re frita aun puedes cotizar a Fonasa o a la Isapre de tu elección, sin embargo debes tener en cuenta que desde el primer control de tu embarazo, el doctor te pedirá una extensa lista de exámenes: Sangre, orina, ecografías, diabetes, ETS, glucosa, y etc , y cuyos precios fluctúan entre los 20 000 y 80 000 pesos cada uno (entre 30 y 120 dólares). A ésto súmale también los costos de las vitaminas prenatales que deberás consumir durante todo tu embarazo (hierro, calcio, ácido fólico), suplementos alimenticios y ropa cómoda para la transformación de tu cuerpo (Patronato rules!).

Conclusión parte 1: No te puedes dar el lujo de llegar a Chile y no contar con alguna cobertura médica. Si te encuentras en edad fértil, serás mas costosa para la Isapre, esto quiere decir que tu cotización mensual será aun más cara. Así que asegúrate de encontrar un plan que te ofrezca una buena cobertura según la clínica y el doctor de tu preferencia.

Si bien es cierto que las leyes de protección a la maternidad  en Chile son muy buenas, hay requisitos que deberás cumplir para poder acceder a estos beneficios…

Y en la Parte 2 te contaré mi experiencia con el beneficio al subsidio pre y post natal y algunas otras reflexiones acerca de ser madre en este país.

Que les pareció esta 1era parte? Cómo es dar a Luz a Perú? Alguien podría compartir su experiencia con el seguro de salud allá?

 

You Might Also Like

Deja un comentario